Felicidades, profesores

Por Atención San Miguel

Cada 15 de mayo son festejados los profesores de México—este año, el festejo será desde casa. En el país hay 265,277 escuelas; 2 millones 100 mil 267 profesores; y 36 millones, 635 mil 816 estudiantes. Todos estudiando en casa desde el 17 de marzo—el regreso a las aulas está previsto para el 1 de junio.

Atención habló con algunos profesores en la ciudad, y su experiencia con la modalidad en línea.

Contador Luis Manuel Arellano (universidad). “He tomado cursos diversos en línea. El estudio a distancia es una tendencia, y debe mejorar. Actualmente usamos Microsoft Teams. Mis estudiantes lo han aprendido a usar; se han enfocado en investigación—evitando páginas falsas—aunque les está faltando trabajo de campo. El sistema educativo no estaba preparado. He sabido de docentes y estudiantes que no puede acceder a las plataformas. A partir de la pandemia, el sistema educativo nacional tendrá que trabajar para evitar que se interrumpan los ciclos escolares, y se provoquen rezagos académicos”.

Máster en Innovación en la Escuela, Abigail González Álvarez—universidad. “El sistema implementado es para dar continuidad a los contenidos con los estudiantes. Vamos de la mano con tareas y trabajos que los estudiantes suben a la plataforma, por ello ha sido exitoso el proceso de enseñanza-aprendizaje. Estamos en contacto con ellos 24/7. Virtual es la educación del mañana, no necesitamos un aula física”.

Luis Ernesto Moreno López (abogado), universidad. “La educación a distancia significa un gran reto, pero es también la oportunidad de aprendizaje y colaboración con los estudiantes”.

Paloma Espinosa Ramírez (Comercio Internacional), bachillerato. “Siempre es necesaria la retroalimentación presencial. Es una nueva era tecnológica que debemos aprender poco a poco, aunque cueste la adaptación. Amo esta modalidad, no salgo, no gasto, produzco menos basura…”

Ikary Cerda García (psicóloga), preparatoria. “Es una experiencia agradable, aunque complicada por no estar en contacto directo con los estudiantes. Es un nuevo método al que debemos acostumbrarnos todos, y comprometernos para que podamos avanzar”.

Jessica Deanda Vázquez (Comunicación), preparatoria. “He aprendido a estar presente en mis alumnos. Ya que pase la pandemia podré seguir usando las clases virtuales para que mas alumnos puedan conectarse a pesar del clima y la distancia. No es fácil aceptar la nueva modalidad en línea, pero es una herramienta que podemos explotar”.

Jesús Aguado (Máster en Docencia), universidad. “Me encanta, he encontrado la plataforma adecuada para cada grupo. Me gusta que todo está cerca antes de ir en vivo: la regadera, la cocina, mi computadora, celular y pantalla de televisión que he usado como pizarrón. Puedes dar la clase en pijama. Mis clases comienzan a las 7am. Mis estudiantes han estado tan comprometidos con sus grados, trabajos, tareas. La educación debe evolucionar a un modelo semipresencial, aunque; en un San Miguel mitad urbano, mitad rural, también existen las complicaciones de conexión—internet. La ventaja: las clases se quedan grabadas, el estudiante puede acceder a ellas cuando pueda, quiera”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.