Es tiempo de trabajar, de corazón a corazón

Es tiempo de trabajar, de corazón a corazón

Por Jesús Aguado

“Quienes antes sirvieron tu mesa, ahora no tienen mucho en la suya. ¿Será porque… vivían para servirte? Y ahora no tienen algo que servir a sus familias. Aunque hay manera de superar la difícil situación. Siempre se ha dicho que donde come uno, comen dos. Ayúdanos a que sean tres, cuatro, o cientos, quizá hasta miles los sanmiguelenses que salgan adelante gracias a ti. Puedes apoyar con un donativo o en especie, y hacer que el corazón de México siga latiendo. Corazones Unidos, la solidaridad nos sacará adelante”.

Esta es la invitación que hacen varias organizaciones a la población para apoyar a quienes menos tienen, a quienes se han quedado sin empleo; y cuya situación se ha vuelto menos llevadera. Banco de Alimentos (BASMA), Patronato Proniños, Vamos México, Cruz Roja,

DIF San Miguel, Jóvenes Adelante, So Others May Eat (SOME) y Amigos al Cien; son solo algunas de las organizaciones que decidieron enfocar sus esfuerzos hacia la ayuda alimentaria; y sí han asegurado que el apoyo será posible gracias a los sanmiguelenses.

Corazones Unidos

El Banco de Alimentos es una organización surgida hace dos años, la intención es llevar comida caliente a las comunidades y colonias vulnerables. Corazones Unidos inició la semana pasada, y en un conglomerado de organizaciones, indicó Francisco Garay—director de Relaciones Exteriores, Desarrollo Económico y Vinculación con las Organizaciones de la Sociedad Civil—que requerían encauzar su ayuda. BASMA ya no podía llevar comida pues, sus principales donatarios son los restaurantes y hoteles, ahora que están cerrados, ya no hay excedentes para la donación.

Por otro lado, cuando cerraron las escuelas, el Patronato Proniños dejó de llevar los servicios médicos; pero se preguntaban, ¿cómo podemos ayudar a las personas durante esta contingencia económica? SOME, que reúne a los adultos mayores y entrega comida caliente, tampoco podía ya dar el apoyo, mencionó Garay. Así se unieron y formaron el conglomerado que ahora, está entregando las despensas a los sectores diversos de la sociedad.

“Nos tardamos un poco en responder”, mencionó Laura Torres, presidente del BASMA, pero reiteró “lo que quisimos fue una cuestión no de velocidad sino de resistencia.

Ésta—la contingencia—irá por varios meses, si el aislamiento dura cuatro meses, brindaremos la ayuda cuatro meses. Teníamos que ponernos de acuerdo, y asegurar que no duplicáramos los apoyos. Si amigos al Cien está operando en cierta colonia, la idea es que no entremos nosotros, y llegar a más personas. Fue una cuestión de logística. Fueron pasos seguros que nos traerán beneficios a la larga”.

Torres remarcó que están coordinados—todas las instituciones ahora de ayuda social—y quieren que las personas vean eso, que están organizados, que todo se hace de forma pensada y eficiente. “Vamos bien, los vamos logrando, se están entregando muchas despensas, tanto de Amigos al Cien como de DIF”, mencionó Torres, y explicó el trabajo. “Lo que hace BASMA es el acopio tanto de alimento, no perecederos y hortalizas; y es que no es solo llenar panzas; tenemos que alimentar bien a las personas con todas las vitaminas y lo que debe tener, no solo frijol y arroz. Necesitan dieta balanceada. A los adultos mayores se les lleva la comida caliente a diario (a través del DIF) porque están en condiciones precarias”.

Eso en cuanto a los sectores vulnerables. Sin embargo, Torres también volteó hacia otro lado, hacia un sector que, si no es tan vulnerable, ahora también se ha quedado sin un ingreso. “El personal que trabajaba en restaurantes y hoteles, tendremos que apoyarlos durante toda la contingencia, queremos juntar todas las acciones que nos hacen poderosos, para su beneficio. Si logramos consolidar donaciones, podremos apoyarlos a todos durante el tiempo que dure la contingencia; y que puedan volver a sus trabajos. Es lo que estamos tratando de hacer. Estamos haciendo estudios socioeconómicos, para saber cuáles son sus necesidades”.

Protocolos de entrega

Torres mencionó que a las personas que solicitan una despensa, se les realiza un estudio socioeconómico a través del DIF o amigos Al Cien. La solicitud debe presentarla el jefe de familia “tratamos que no se dupliquen y sean las personas que más lo necesiten. Que llegue al jefe de familia, priorizamos los casos. Atenderemos a todos pero hay casos más urgentes que otros. Para la entrega, seguimos los protocolos de higiene que se requieren para no ser fuente de contagio.

Corazones Unidos, no está pidiendo a las personas que acudan a un lugar específico para recibir las despensas; se evitan las concentraciones de personas. Ello lo hace más higiénico y seguro. Ahora se están entregando en las casas. Torres invita a que las personas donen ahora, y asegurar la futura alimentación de las personas. Ademán recalcó que las compras de despensa se están haciendo de proveedores locales para que el dinero circule y se mantengan los empleos.

BOX

¿Cómo sumarse a Corazones Unidos?

Hay cuatro centros de acopio en puntos estratégicos para evitar que los donantes se expongan a desplazamientos prolongados; cada unidad de captación tiene su protocolo de higiene como medida preventiva:

– XESQ Radio San Miguel, Sollano 4.

– Fábrica La Aurora.

– Kuni Doni, Salida a Celaya 24.

– DIF Municipal, San Antonio Abad esquina Insurgentes.

Los donativos en especie solicitados son:

– Alimentos: arroz, frijol, lentejas, pasta, avena, maicena, harina, leche en polvo, café, atún, verduras enlatadas

– Limpieza y hogar: jabón líquido para manos, detergente para ropa, limpiadores multiusos, papel de baño, cloro

– Higiene personal: jabón en barra, pasta de dientes, shampoo.

La liga de donaciones económicas es:

En inglés: hipgive.org/project/corazones-unidos-san-miguel-de-allende/

En español: hipgive.org/es/project/corazones-unidos-san-miguel-de-allende/

Banco de Alimentos de San Miguel de Allende A.C.

Cuenta: 1044831731

CLABE: 0722 4001 0448 3173 11

BANORTE

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.